Reseña de A TRAVÉS DE LA CIUDAD

La edición de esta serie de textos de Raúl Scalabrini Ortiz, originalmente publicados en las páginas del diario La Nación, entre 1928 y 1930, intenta cumplir con dos objetivos. El primero es dar cuenta de una serie de reflexiones sobre la vida cotidiana del Buenos Aires de finales de la década de 1920. Las quejas, las dificultades y las tribulaciones del porteño medio están allí reflejadas a través de las reformulaciones que les impone la pluma de un escritor ya formado y que se revela como un ensayista en ciernes. El formato que tenía la columna diaria en La Nación permitía que en un mis¬mo día Scalabrini Ortiz tratara tres o cuatro temas a la vez, cada uno de ellos referidos a alguna de estas tres temáticas principales. En la presente recopilación se podrá apreciar esta dinámica que impone, a nuestro juicio, la necesidad de mantener la unidad de escritura y diagramación, tal como se presentaba en el diario, a pesar de la diversidad de los temas tratados. Por esto mismo, por la textura y originalidad que muestran estas columnas, el segundo de los objetivos es recobrar y completar, hasta donde sea posible, la biografía intelectual de Scalabrini Ortiz en los años que anteceden a la aparición de su producción ensayística e historiográfica más conocida –El hombre que está solo y espera (1931), Política Británica en el Río de la Plata (1940) e Historia de los Ferrocarriles Argentinos (1940)–, textos que lo instituyeron como uno de los pensadores imprescindibles para abordar el estudio del nacionalismo popular emergente en la década de 1930 y, posteriormente, para comprender algunos de los supuestos ideológicos del peronismo.

Acerca del autor Raúl Scalabrini Ortiz

Nació el 14 de febrero de 1898 en la ciudad de Corrientes. Fue hijo del naturalista Pedro Scalabrini, nacido en Italia, quien dirigió el museo de la ciudad de Paraná (provincia de Entre Ríos). Su madre, Ernestina Ortiz, era oriunda de la provincia de Entre Ríos, proveniente de una familia de origen vasco con presencia desde la época de la conquista. Arribó a Buenos Aires para estudiar Ingeniería en la Facultad de Ciencias Exactas, donde no tardó en acercarse al círculo de intelectuales y escritores que se reunían en torno a la figura de Macedonio Fernández. Su primera publicación fue una colección de cuentos breves reunidos en el libro La Manga en 1923. En 1931 publicó El hombre que está solo y espera, con el que obtuvo reconocimiento de los círculos intelectuales y el Premio Municipal. Luego de este reconocimiento, se dedicó de lleno a la investigación socioeconómica e histórica nacional. Toda su obra estará relacionada con estas investigaciones. También destacó como ingeniero y diseñador ferroviario, habiendo realizado varios prototipos de locomotora de alta velocidad y perfil aerodinámico. Desgraciadamente, esos proyectos no llegaron a contar con el apoyo institucional.

Comentarios sobre A TRAVÉS DE LA CIUDAD